sábado, 14 de abril de 2012

INTENTO DE QUIEBRE DEL PODER JUDICIAL POR PARTE DEL GOBIERNO DE LUGO Y LA CÁMARA DE SENADORES, PARAGUAY

En fecha jueves 12 de abril de 2012, la Presidencia de la Honorable Cámara de Senadores del Parlamento Nacional del Paraguay, resolvió "no confirmar" en sus respectivos cargos a siete de los nueve ministros/as de la Corte Suprema de Justicia.
La Cámara de Senadores, cuyo presidente es el senador oviedista Jorge Oviedo Matto, se basó en una moción temeraria, presentada por el senador liberal Miguel Abdón "Tito" Saguier, supuestamente porque "sus mandatos se hallan vencidos". Desde la página web del Senado, se informó así: 


Vista de la Cámara de Senadores reunida en sesión, Paraguay
El Senado resuelve no confirmar en sus cargos a siete Ministros de la Corte Suprema cuyos mandatos se encuentran vencidos 12/04/2012
La Cámara de Senadores, que preside el Senador Jorge Oviedo Matto, aprobó esta mañana una moción presentada por el Senador Miguel Abdón Saguier, en la que se resuelve no reconfirmar en sus cargos a los Ministros de la Corte Suprema de Justicia Sindulfo Blanco, Miguel Bajac, César Garay, Alicia Pucheta, Antonio Fretes, José Torres Kimser y Víctor Núñez, cuyos mandatos fenecieron en el año 2009. La medida fue adoptada luego de un prolongado debate acerca de la realidad de la justicia en el Paraguay.
El Proyecto de Resolución "Por la cual se aplican los artículos 252, 264 inc, 1 y 275 de la Constitución Nacional y 8 de las Disposiciones transitorias de la misma y el artículo 19 de la Ley 609/95", fue puesto a consideración del pleno, que aprobó por mayoría el contenido del documento.
El articulado expresa cuanto sigue:


"La Honorable Cámara de Senadores de la Nación Paraguaya
Resuelve:
Artículo 1°.- No confirmar en sus cargos a los Ministros de la Corte Suprema de Justicia designados por Resolución N° 161, de fecha 15 de marzo del año 2004, doctores:
   - Sindulfo Blanco,
   - Miguel Oscar Bajac Albertini
   - César Antonio Garay Zuccolillo
   - Alicia Beatriz Pucheta de Correa
   - Antonio Fretes
   - José Raúl Torres Kimser y
   - Víctor Manuel Núñez
Artículo 2°.- Remitir copia de la presente Resolución al Consejo de la Magistratura para que le imprima el trámite pertinente para el llenado de las vacancias, y a la Corte Suprema de Justicia y al Poder Ejecutivo para su correspondiente toma de razón.-
Artículo 3°.- Comuníquese a quienes corresponda y cumplido archivar.


A raíz de esta Resolución tomada por la Presidencia de la Cámara de Senadores de la Nación, la Corte Suprema de Justicia se manifestó a la población nacional e internacional, a través de un Comunicado oficial a la Opinión pública en general, en estos términos:


Copia electrónica del Comunicado oficial
de la Corte Suprema de Justicia (CSJ), Paraguay
Independiente a este Comunicado oficial, dirigido a la Opinión pública, la Corte Suprema de Justicia emitió la Resolución Nº 3727, de fecha 12 de abril de 2012, expresando su formal desacuerdo a la arbitraria decisión tendenciosa de la presidencia de la cámara de Senadores, que es una Lectura recomendada
             BAJAR PDF, en: http://www.pj.gov.py/images/contenido/csj/resolucion-3727-12-04-2012.pdf

En pocas palabras, tras estas publicaciones de los documentos señalados, asistimos a un intento del Parlamento Nacional, y el silencio cómplice de Lugo y su Poder Ejecutivo, por imponer SUS Ministros eventuales de la Corte, más allá del acuerdo o no hacia las figuras de los siete ministros de la Corte afectados. Es una pena, y los ciudadanos decentes, debemos elevar nuestra voz de protesta, evitando la intromisión política y caprichosa de un Poder del Estado en otro.

Esto, Señoras y Señores, es un intento de quiebre del Poder Judicial, a través de maniobras inconducentes, amañadas, verticalistas y desesperados por lograr el "control" de la Corte, con un manoseo pueril y tonto, un eufemismo patético, llamado por los malos políticos "cuoteo".

¡Qué pena por los Senadores y la actitud cobarde del Poder Ejecutivo!

¡Qué viva la Justicia en el Paraguay! ¡No, a la intervención del Parlamento en el Poder Judicial!